Tipos de tupper para conservar y guardar alimentos

Hoy en día existen una gran variedad de tipos de tupper en el mercado, fabricados en diferentes materiales, con distintas formas y tamaños para que puedas encontrar el ideal para ti.

En función del uso que le vayas a dar (guardar sobras o ingredientes crudos en la nevera, congelar alimentos, llevar a diario la comida a la oficina, que los peques lleven su almuerzo o merienda al cole, ir de excursión al campo, etc.), puedes buscar los tipos de tuppers que mejor se adapten a tus tus necesidades.

¿Qué debe tener un buen tupper?

En Inuitz tenemos varias opciones de estos porta alimentos herméticos tan prácticos y necesarios en nuestra vida, entre los que seguro das con lo que andabas buscando. 

Además, como ya te contamos en este post sobre qué es BPA, nuestros productos están libres de esta sustancia que podría resultar perjudicial para la salud, porque la seguridad y el bienestar de nuestros clientes está por encima de todo.

Hermetismo a prueba de bombas

Como indican en este completo artículo sobre los imprescindibles de un buen tupper, el hermetismo es una característica tan básica como esencial. Esto se debe a que, independientemente de los tipos de tupper que elijas, mayoritariamente se usan para trasladar comida de un lado a otro, y por ello, es fundamental que no permitan ni la más mínima fuga.

Además, el hecho de que estén perfectamente cerrados evita que entre aire, de manera que los alimentos se conservan mejor y más tiempo.

Fácil apertura para toda la familia

La verdad es que no todos los sistemas de cierre son eficaces y fáciles de usar. Por eso es tan importante pensar en el uso que se le va a dar y en la persona que lo utilizará. Por ejemplo, no será lo mismo un tupper que vayan a abrir adultos que niños. En el segundo caso, si es para llevar un bocadillo, sándwich o similar, prima más la sencillez de apertura que un hermetismo a prueba de bombas, ya que el tupper no contendrá líquido.

En ese sentido, el tupper termo aislante Pinnacle es una alternativa perfecta porque gracias a sus pestañas es muy fácil de abrir. Sin embargo, también es totalmente hermético y aislante, por lo que conserva tanto la temperatura fría como caliente durante mucho tiempo. Además, en función de la capacidad que necesites, puedes escoger entre uno o dos litros.

Practicidad para el día a día

Si necesitas un tupper para comer cada día en el trabajo, las fiambreras de raciones individuales son la mejor solución.

Para estas ocasiones, los tuppers de poliuretano con diferentes compartimentos resultan muy prácticos. Permiten separar ensaladas de guisos y postres, y además disponen de dos compartimentos con tapa extra para semilíquidos, como cremas y salsas para aderezar. Si te los llevas a la oficina lo ideal es poder calentar la comida en el mismo tupper, así como lavarlos en lavavajillas o usarlos para congelar menús completos para llevar.

Si buscas practicidad y comodidad también te podría resultar muy útil nuestro pack porta alimentos de tres piezas. Con el mismo podrás llevar en una bolsa térmica – con asa de mano y otra larga para llevarla tipo bandolera – los cubiertos, el tupper hermético y el termo con vaso para líquidos como sopas, infusiones y demás.

Por otro lado, si vas usar muchos tuppers y especialmente si no dispones de mucho espacio, es interesante que busques fiambreras de la misma forma para poder apilarlas garantizando un mejor almacenamiento.

Ligereza para saborear aventuras

En caso de que seas un amante del senderismo o te encante salir de excursión con la familia, la ligereza es una característica a tener muy en cuenta para evitar llevar mucho peso en tus escapadas por la naturaleza.

Para ello, ponemos a tu disposición nuestro tupper Pinnacle Prime de acero inoxidable, que dispone de una buena capacidad (2,5 litros) y un gran poder termo aislante para mantener la temperatura perfecta (tanto de alimentos fríos como calientes) durante horas.

Seguridad para calentar tu comida

Algo vital que debes considerar a la hora de elegir tupper es determinar si necesitas calentar la comida.

Hay diferentes tipos de tupper aptos para ello. Por un lado, los tuppers de vidrio pueden calentarse en microondas y en el horno, y por otro, algunos tuppers de materiales plásticos también pueden meterse en el microondas sin problemas.

Sin embargo, existen tuppers de plástico que podrían dilatarse y no encajar bien con la tapa. Y, en ese sentido, es esencial optar por marcas de alta calidad, fabricados con materiales seguros y que ofrezcan tuppers diseñados para poder ser calentados con total seguridad.